Sociedad

Quiénes son “Las Audaces”, la primera batucada oficial sólo de mujeres que se presentará en el Carnaval del País

Las Audaces batucada
Las Audaces nació del deseo de un grupo de amigas adolescentes y hoy es el sueño cumplido de 40 mujeres (@audacesbatucadademujeres)

Alegres, libres y audaces, así se definen y con ese sentir viven desde hace 20 años. Son un grupo de mujeres que en plena adolescencia rompió los estereotipos de Gualeguaychú (meca de la fiesta del carnaval) y formó una batucada. Hace pocos días, Las Audaces -así se llaman- se convirtieron en la primeras en integrar de manera oficial la comparsa Kamarr, una de las cinco del Carnaval del País 2022, una de las fiestas más esperadas de Argentina.

Desde el 8 de enero y hasta el 27, le pondrán ritmo a las noches entrerrianas.

“Antes este era un lugar de hombres y la única mujer era la pasista”, señala María Celeste Piaggio (37). Y cuenta que el sueño comenzó en 2001 junto a un grupo de amigas del barrio. Con el tiempo, dice, se fueron sumaron otras mujeres. Hoy son más de cuarenta de entre 14 y 57 años.

La historia

“Estamos cerca de cumplir 20 años como batucada independiente e integrada solo por mujeres. Después de tanto tiempo este reconocimiento nos hace felices. Seremos parte de este carnaval que amamos y nos convertimos en la primera batucada que no tendrá hombres”, le dice a Infobae María Celeste sin pretender desmerecer a sus compañeros.

“Tocábamos de manera independiente en shows privados y festivales de música a los que nos invitaban. Hace más de 15 años yo fui convocada con otras de las chicas para formar parte del Carnaval del País integrando alguna comisión o al frente de diferentes actividades, pero esta vez estaremos todas como grupo desfilando y poniendo ritmo a las noches”, señala.

Su alegría traspasa distancias y llega del otro lado del teléfono. “Recuerdo cuando arrancamos el proyecto con mis amigas del barrio Puerto, de la ciudad de Gualeguaychú -se emociona-. Me gustaba ese tipo de música, tenía ganas de tocar y les propuse armar un grupo aunque éramos de distintas edades; luego invité a mis compañeras del Colegio Nacional, que también se sumaron. Aprendimos y enseñamos juntas, ayudándonos. Entre pasatiempos y mates, empezamos a tocar… Y se convirtió en algo más serio”.

batucada las audaces
María Celeste al frente de Las Audaces

Lo que siguió fueron los llamados de quienes deseaban escucharlas tocar y bailar al ritmo de las percusionistas, que comenzaban a levantar barreras en el mundo de la batucada. Luego llegaron los eventos más grandes y la posibilidad de ser parte de las distintas comparsas que las querían en sus filas.

“Si bien estábamos contentas por tocar con hombres en batucadas mixtas, Las Audaces siempre fuimos solo mujeres y hacerlo solas era lo pendiente, por eso hoy es tan grande la alegría que sentimos”, admite. Entre otras características positivas de ser parte del grupo destaca que “somos una gran familia. Somos amigas, compañeras, nos une mucho más que la música”. Lo dice también porque, en su caso, su hermana, cuñada y sobrina se sumaron y “tocar al lado de ellas me llena de emoción”.

Sobre el surgimiento del nombre, señala: “Con el grupo estábamos en el barrio, sobre Alem, que es la calle de mi casa natal y donde se hacían los corso,s y nos dieron ganas de participar aunque había comenzado hacía dos fines de semana. Pero nos la jugamos y pedimos entrar, así sobre la marcha… Cuando nos dijeron que si, tuvimos que pensar en un nombre, conseguir los instrumentos y acomodarnos. Cuando nos dimos cuenta de lo que estaba pasando nos miramos asombradas y una de las chicas dijo ‘¡qué audaces que somos!’ y pensamos porqué no ponernos ese nombre, ‘Las Audaces’. Y quedó. Sin dudas nos identifica mucho”.

Las Audaces batucada
"Somos mucho más que un grupo de batuqueras, somos una familia" (@audacesbatucadademujeres)

La novedad corrió por toda la ciudad entrerriana y a las primeras 25 batuqueras se sumaron otras, alentadas por la idea de unirse a la escuela que acababa de nacer. “A principios de 2020 armamos la escuelita, hicimos una campaña por redes y se anotaron diez chicas, pero llegó la cuarentena y tuvimos que repensarlo todo, pensar en cómo enseñarles a tocar los instrumentos y los compases sin estar al cerca”, lamenta.

Las clases fueron por videos grabados, por Zoom y en vivo desde sus redes. “Pese a todo, el entusiasmo no decayó sino lo contrario: ¡se sumaron veinte mujeres más!”, lanza su alegría porque desde hace unas semanas todas volvieron al corsódromo para ensayar “con muchas ganas y energía”.

“Por ahora, ensayamos de jueves a sábados. Hacemos solo la batucada dos horas por día y, seguramente, más adelante nos vamos a ensamblar con el cuerpo de baile para lo que será la presentación de las noches de carnaval”, anticipa y reflexiona sobre la otra parte del camino recorrido para llegar a este presente.

Las Audaces batucada
Las Audaces en una de las presentaciones antes de la cuarentena (@audacesbatucadademujeres)

“Nuestras profesiones son bien diferentes. Acá hay estudiantes, otras somos docentes, otras abogadas, psicólogas, hay una nutricionista y empleadas de comercio; y si bien los roles en el hogar están bastante compartidos de todos modos sigue complicándose organizarnos con la casa, la familia, los hijos y el trabajo… Hacemos muchas cosas para estar acá y otras las dejamos un poco de lado, por eso valoramos los espacios para ensayar porque es difícil llegar”.

Convencida de que todo esfuerzo tiene su recompensa, dice que sus expectativas están en “dar lo mejor y pedirles a todas las mujeres que se animen a tocar y sumarse a esta u otra batucada, o donde sea que quieran porque si bien muchas veces hay trabas, la mayor es sentir que una no podrá por no saber tocar, por ejemplo. Por eso, las alentamos a animarse”.

Para ella, el que era un espacio exclusivo de hombre “fue cambiando y es importante hacer lo que a una le gusta. Nosotras vamos a transmitir esa alegría, que es lo más nos caracteriza, y a disfrutarlo brindando el mejor espectáculo que podamos dar. Esta es una experiencia hermosa, pero sobre todo muy valiosa porque es la cumbre del proyecto que teníamos a los 17 años y verlo ahora florecer de esta manera nos colma de orgullo”, concluye.

SEGUIR LEYENDO:

Cómo es la vida en un circo: una gran familia que entre risas y acrobacias hoy lucha por sobrevivir

Es taxista en la terminal de Posadas, ama a los perros e instaló 3 cuchas para resguardarlos del frío y la lluvia

Su casa se incendió, pidió ayuda por Tik Tok para que su mamá tenga una y ya empezarán a construirla

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar