Sociedad

Detuvieron en Nueva Pompeya a un hombre acusado de abusar de un amigo de su hijo

Un hombre de 51 años quedó detenido en las últimas horas, acusado de haber abusado sexualmente de un compañero de colegio de su hijo mientras se hospedaba en su casa en el barrio porteño de Nueva Pompeya.

El presunto abusador de menores fue detenido este fin de semana por el personal de la División Delitos Contra la Salud y Seguridad Personal de la Policía de la Ciudad, en una investigación para dar con el paradero del hombre a cargo del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N° 7.

A través de diferentes tareas investigativas, los efectivos de la fuerza porteña lograron dar con su ubicación. Así, y a partir de la orden del juez, el hombre fue detenido durante un allanamiento en su casa de la calle Santa Catalina al 1500, en el barrio de Nueva Pompeya, donde el hombre se refugiaba tras haber sido acusado de abusar sexualmente de un menor de edad, amigo de su hijo.

De acuerdo a la denuncia, el ataque sexual habría ocurrido mientras el menor permanecía bajo el cuidado del acusado, ya que este había tenido una fuerte discusión con su madre y se había ido a vivir temporalmente con su compañero de colegio. En ese momento, según la acusación en su contra, el imputado realizó tocamientos inapropiados a la víctima y le practicó sexo oral.

El hombre fue trasladado a la Alcaidía 1 Bis de la Policía de la Ciudad, donde quedó a disposición de la Justicia. En el operativo de la detención también se secuestró su teléfono celular, que será peritado en busca de elementos para la investigación

detenidos abuso quilmes
Omar y Diego G., los dos entrenadores de fútbol infantil acusados de abusar sexualmente a menores en Quilmes

Este viernes, la DDI de Quilmes detuvo en inmediaciones de la estación de ómnibus de Luján a los dos entrenadores de fútbol femenino infantil Omar y Diego G., padre e hijo, acusados de grooming y abuso sexual a menores.

Aunque las acusaciones son varias, por el momento tienen tres denuncias formales en su contra una por acoso y dos por violación a menores de en 13 y 15 años.

La causa comenzó la semana anterior, cuando una mujer difundió públicamente los chats que el mayor de los DT, Omar (53), tuvo con su hija de 13 años. “Estás más buena que comer dulce de leche con cuchara”, decía uno de los mensajes. “¿Sabes qué imagen me quedó en la cabeza? Ese vestidito con el que fuiste a la cancha. ¿Tenias cola less?”, le dice en otra de las conversaciones que mantenía con la nena.

“Estamos hablando de dos personas que convirtieron en víctimas a todo un equipo. Algunas de manera directa y otras indirectamente. Pero todas estaban sometidas por estas dos personas. Tenían armado un andamiaje para perpetrar los delitos”, declaró el fiscal Ichazo en el programa MP 910 de Radio La Red.

Según los investigadores, los dos acusados tenían distintas técnicas para “aislar” a las jugadoras de sus padres. Por un lado, tenían un grupo de WhatsApp con ellas en el que no se permitía la presencia de padres.

Por otro lado, se aprovechaban de una medida tomada por la AFA durante la pandemia que prohibía la presencia de padres durante los entrenamientos. Esa norma, prácticamente, ya no se utiliza en ningún lado, sin embargo ellos la habían extendido.

A esa denuncia se sumó la de otra mujer que acusó a Diego G. de abusar sexualmente de su hija y luego otra de una joven de 21 años que indicó que a sus 11 también había sido víctima de él.

SEGUIR LEYENDO:

Absolvieron a tres jóvenes acusados de violar en grupo a una adolescente en Chubut

Ataque a una mujer trans: dos detenidos acusados de haberla violado y golpeado en Villa Lugano

Narcotráfico en la provincia de Buenos Aires: 17 detenidos por la venta de marihuana, cocaína, éxtasis y LSD

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar